EL MUNICIPIO DE CIPOLLETTI LE PROHIBIÓ A SITRAMUCI REALIZAR ASAMBLEAS

Foto: SITRAMUCI (archivo)

El Gobierno de la ciudad de Cipolletti, con el intendente Aníbal Tortoriello a la cabeza, le prohibió al gremio Sitramuci realizar asambleas de trabajadores. Algo similar había ocurrido el año pasado, cuando el Municipio suspendió a 40 empleados por participar de los encuentros.

El gobierno local le comunicó su determinación al gremio el miércoles pasado. Aun así, la organización alcanzó a realizar una asamblea el jueves en el corralón municipal y otra el viernes con personal de las secretarías de Desarrollo Humano y Familia. En la primera participó casi un centenar de empleados y en la otra, una docena.

El gremio acudió a la Cámara Laboral para que se revea esta decisión, pero no le dieron lugar porque todavía está pendiente la resolución de lo ocurrido el año pasado.

El secretario general de Sitramuci, Omar Meza, repudió la decisión de Tortoriello y la comparó con las medidas que se aplicaban durante la última dictadura militar. De todas maneras, para evitar nuevas represalias contra los trabajadores, se suspendieron las asambleas previstas para esta semana.

Meza enfatizó que el jefe comunal no puede cercenar los derechos de los trabajadores contemplados en la Constitución Nacional y dijo que el gremio podría concretar asambleas fuera del horario de trabajo. Advirtió sobre el gran malestar que existe por los bajos salarios y denunció la irrupción y las provocaciones de un funcionario durante la asamblea del viernes.

Desde el Municipio, en tanto, siguen con la postura de no reconocer a Sitramuci como un interlocutor válido, por lo que no permitirá que realice las asambleas en horario laboral y en caso contrario -advirtieron- sancionarán a quienes participen.

12-02-2019