MALESTAR, LÁGRIMAS Y UNIDAD SINDICAL ANTE EL VACIAMIENTO DE TEXTIL NEUQUÉN