En el marco del paro lanzado por ATE Nacional y la CTA Autónoma, trabajadores tercerizades que desarrollan sus tareas en los hospitales públicos de Neuquén se movilizaron desde el Castro Rendón hacia Casa de Gobierno para exigir el pago de haberes atrasados desde hace ocho meses. A raíz de la manifestación, lograron un encuentro con Gobierno en la sede de Avenida Argentina al 650, a partir de las 13 horas.

Según informaron, esta problemática está vigente hace ya varios meses y, hasta el momento, no habían logrado dar con ningún funcionarie del Gobierno provincial. “Estamos pidiendo que el Gobierno intervenga por ser el poder concedente y por ser quien dio la concesión de los servicios a las firmas que hoy adeudan los pagos”, expresó el secretario general de ATE y CTA, Carlos Quintriqueo.

Agregó que ayer les trabajadores tenían pactada una audiencia en la Subsecretaría de Trabajo, donde intentarían acercarse las partes y, sin embargo, no pudo ser posible ya que las firmas no había sido convocada. “Por eso llevamos nuestra protesta a Casa de Gobierno, donde esperamos irnos con una garantía de un nuevo encuentro, pero esta vez queremos que todas las partes estén involucradas”, expresó y afirmó que las empresas con las hay conflicto es con Limit y CBS, las cuales adeudan indemnizaciones y plus salariales.

En total, son alrededor de 280 empleades afectades, entre les que se encuentran camilleros/as, vigiladores/as y mucamos/as, quienes aseguraron que, en caso de no haber una respuesta concreta a sus reclamos, podrían llamar a un paro provincial que afectaría a la mayoría de los hospitales de la provincia de Neuquén.